• febrero

    26

    2018
Primera facultad de Ingeniería en procesos sostenibles de las maderas

Primera facultad de Ingeniería en procesos sostenibles de las maderas

Proyecto_Auditorio_Mayor_UTP-300x169A mediados del 2017, la Universidad Tecnológica de Pereira (UTP) inauguró un programa académico, único en el país, orientado a la formación de Ingenieros en procesos sostenibles de las maderas y cuyo objetivo es fortalecer conocimientos en temas como la conservación, uso sostenible y competitividad de la madera, al igual que el uso adecuado de las tecnologías para su transformación.

 

Debido a la versatilidad de la madera, a sus propiedades físico-mecánicas y a su versatilidad pues luego de un adecuado procesamiento puede ser parte estructural de un edificio, de un centro de entretenimiento, crear una hoja de papel y hasta conformar el cuerpo de un instrumento musical, este material es un tema de estudio académico que se ha venido afianzando en diferentes países, que ven en ella un sustituto ambiental para el ladrillo, el acero y el concreto; una fuente de energía ecológica, y un complemento para la decoración y el revestimiento de muebles y otros elementos.

Países como Alemania, España y Estados Unidos, y en América Latina, Chile, Argentina, Brasil, Costa Rica y México (1), cuentan desde hace varios años con instituciones que dictan carreras profesionales dedicadas al estudio de la madera y a promover –a través de la investigación– su conservación, manejo, transformación y uso para la industria.

Sin embargo, en Colombia, la mayoría de instituciones no consideran la madera como un tema significativo que amerite ser tratado en una carrera universitaria, por lo cual encontrar un programa de formación profesional dedicado a su investigación y análisis académico, no es tarea fácil.

Tal como lo informó M&M en el artículo, ¿Por qué no una facultad para el mueble y la madera? (2), dentro de la oferta de formación que existe, en el país, en temas de madera, está la Especialización Tecnológica en Diseño de Mobiliario impartida por el Sena, y la Especialización en Diseño de Mobiliario ofertada por la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín, dos programas académicos que tienen un foco de investigación dirigido al diseño de mobiliario, más no a la madera como material.

Conscientes de esta carencia académica, la Universidad Tecnológica de Pereira (UTP), en cabeza de su rector, Luis Fernando Gaviria Trujillo, se dio a la tarea de abrir el programa de Ingeniería en Procesos Sostenibles de las Maderas, que se centra en el estudio de este noble insumo y en las posibilidades de uso que ofrece (3).

Para el ingeniero Jorge Augusto Montoya, director del naciente programa profesional, “en Colombia, debido a que no hay una tradición académica maderera, a pesar de su riqueza en recursos forestales, tampoco ha existido una escuela de ingeniería que construya masa crítica alrededor del tema y que forme ingenieros en maderas”.

Además, explica el Profesor Montoya, “la demanda del mercado ha forzado a los industriales a innovar y crecer en términos de competencias técnicas, y eso ha generado una industria con conocimientos empíricos, con muchas falencias teóricas; una situación que cambió la cultura de la madera y de la guadua por la del ladrillo, el concreto y el acero, una barrera que debemos cambiar y un trabajo que tenemos que promover desde la academia”.

Primera Ingeniería en Maderas del país

El programa de Ingeniería en Procesos Sostenibles de las Maderas, que pertenece a la Facultad de Ciencias Agrarias y Agroindustria de la UTP, dio inicio formal de su agenda académica el segundo semestre de 2017 con un total de 38 estudiantes matriculados quienes, actualmente, cursan el primero de los diez semestres que componen la carrera.

El objetivo de esta Ingeniería es formar profesionales con fundamentos sólidos en ciencias básicas, que promuevan el uso sostenible de las maderas, la productividad y la competitividad de las tecnologías de transformación del recurso, que lideren y adelanten proyectos de investigación y desarrollen productos con el recurso a fin de que la industria nacional, a través de los formados, aproveche las ventajas con las que cuenta el país en temas forestales.

Los egresados del programa –cuyos promotores aspiran que se consolide como pionero a nivel nacional en este campo de acción– podrán poner en prácticas los conocimientos adquiridos por medio de asesorías e investigaciones para empresas de fabricación y procesamiento de productos con este material, o para instituciones de educación superior, siempre con énfasis en los temas ecológicos y tecnológicos.

CoTaller_de_aserrado-300x200mo aporte empresarial y de conocimiento técnico, estudiar esta carrera implica la oportunidad de ir a la vanguardia en los temas de sustentabilidad; de impulsar la madera como materia prima alternativa para la reducción de emisiones de gases efecto invernadero asociadas al uso de materiales convencionales, como opción para la captura de dióxido de carbono (CO2) y su fijación; además de que contribuye al impulso del concepto de economía verde o Bio-economía.

Línea de estudio

Al programa pueden inscribirse desde bachilleres recién graduados, hasta profesionales involucrados en temas ambientales; aunque consideran las directivas de la institución que los aspirantes deben ser personas con alta sensibilidad por la naturaleza, creativos, innovadores y dispuestos a formarse con un alto nivel profesional.

El programa está compuesto por 57 asignaturas, entre ellas: matemáticas, química de la madera, biología vegetal, economía agrícola, y laboratorios de resistencia de materiales, entre otras. Para el profesor Montoya, director de la carrera, los egresados desarrollaran conocimientos sólidos en tres líneas fundamentales:

  • La física de la madera. Orientada a la correcta transformación física del material para el diseño, la producción y  la construcción de estructuras y mobiliario en madera y guadua.

 

  •  El concepto de sostenibilidad. A diferencia de las tradicionales ingenierías, ésta dedica un capítulo especial,     además de tiempo y recursos, al estudio de la sostenibilidad ambiental y del cuidado de los bosques, debido a que la problemática del cambio climático requiere de profesionales que aporten soluciones efectivas al tema.

 

  • La química de la madera. Se centra en estudiar los componentes de la madera y del bambú y en la apropiación de las técnicas para los procesos –como el pulpeo– con miras a utilizarlos como insumos para la elaboración de materias primas (celulosa para la producción del papel) y Bio-compuestos nuevos y tradicionales.

Otro de los temas que abordará la carrera es la preservación y secado de las maderas, para que los futuros profesionales conozcan la importancia de hacer una correcta manipulación del insumo y puedan garantizar su calidad al momento de utilizarlo como material para construcción o en la fabricación de muebles.

Otra línea temática de esta ingeniería es la ambiental, que incluye asignaturas como Cultura Ambiental, y Desarrollo Comunitario, que permitirán a los estudiantes aprender a trabajar con las comunidades y llevar la empresa hacia el campo.

Laboratorios para el estudio de la madera

Mirando al futuro de la profesionalización, las directivas de la UTP pretenden que la carrera sea un polo de desarrollo latinoamericano para la formación de ingenieros en madera, y para ello, en el segundo semestre del 2019, la institución contará con laboratorios, dotados con equipos altamente tecnificados, en donde los estudiantes podrán desarrollar sus prácticas.

Los laboratorios contarán con equipos de macroscopía y microscopía para el estudio de las especies; un espacio de preservación y secado de madera; un laboratorio de propiedades físico-mecánicas para el estudio de esfuerzos de tracción, compresión, flexión y cizalladura y propiedades físicas de dureza, densidad y contenido de humedad, al igual que uno para acabados superficiales.

Además, los estudiantes podrán realizar tratamientos de preservación por inmersión o autoclave, con temperatura, para el proceso de tratamiento contra insectos.

Finger_joint-300x169El presupuesto que asignó la universidad para la dotación tecnológica de equipos es de $4.000 millones, y de $3.500 millones para la infraestructura física de los laboratorios, taller de aserrado y aulas. Adicional, para asegurar una correcta operatividad de los laboratorios, el programa cuenta con un estimado anual de $2.500 millones.

El arquitecto Carlos Eduardo Rincón, docente de la UTP, y encargado de los estudios técnicos y diseños del proyecto constructivo indica que a medida de que los estudiantes ven las materias básicas de los primeros semestres, la universidad adelanta la construcción de los laboratorios.

En dos años, resalta el arquitecto, “todo estará listo, y los estudiantes que ingresaron en el segundo semestre de 2017, ya estarán en mitad de carrera (IV o V semestre) y podrán hacer uso de los laboratorios, pues para esa época su carga académica empieza a demandar el uso de equipos para la competencia práctica”.

Para las directivas, el diseño estructural de la Escuela de la Madera de la UTP será un ejemplo demostrativo, para la arquitectura colombiana, respecto a lo que se puede hacer con la madera y la guadua en materia de estructuras aporticadas, páneles divisorios y acabados fabricados en estos materiales. Además, las edificaciones serán ambientalmente sostenibles, con bajas emisiones de CO2, esto con el propósito de contribuir en la configuración de un campus verde y amigable con el medio ambiente.

Convenios internacionales

El pasado mes de mayo, los directivos de la UTP –encabezados por el rector Luis Fernando Gaviria Trujillo– en compañía de la Gobernación de Risaralda, el Carder, el Comité Departamental de Cafeteros, y el Cónsul Honorario de Alemania para el Eje Cafetero, en compañía del Director del programa, Jorge Augusto Montoya, establecieron convenios con la Universidad de Hamburgo y con el Thünen-Institut (Instituto Federal de las maderas de Alemania).

“La idea es que los estudiantes alemanes puedan venir a complementar sus estudios y terminarlos en el país, y viceversa, que los estudiantes colombianos puedan ir a ampliar sus conocimientos y obtener doble titulación, y que todo ese conocimiento de siglos con el trabajo de la madera que tienen los alemanes, se transfiera a nosotros”, subraya el ingeniero Montoya.

El convenio, que permite la capacitación de los profesores colombianos en Alemania, contempla la posibilidad que los docentes e investigadores alemanes apoyen a la institución en la creación de los laboratorios y el taller de aserrado, al igual que en el manejo, compra y asesoría de tecnología y equipos relacionados con la industria de la madera.

Además de la carga académica impartida por la UTP, y los convenios establecidos con otras instituciones de formación profesional, este nuevo programa pretende crear una cultura hacia el uso de la madera, y la concepción de una nueva generación de Ingenieros en este campo.

En palabras de su Director, “necesitamos desarrollar una cultura ambiental sostenible, en la que sí se corta la madera, se reponga a través de la reforestación; y ese es un proceso de aprendizaje que lleva tiempo. Ahí en donde las universidades juegan un papel importante y definitivo, pues deben apoyar todos los desarrollos intelectuales, sociales, económicos y ambientales que deriven en un uso sostenible de la madera que, en definitiva, es el objetivo que busca el programa para los futuros profesionales”

Fuente:

http://revista-mm.com/forestal/primera-facultad-ingenieria-procesos-sostenibles-maderas/

 

Todos los textos, fotografías, diagramación y contenidos de esta página web es Propiedad Intelectual de MaderFormas y no puede ser copiada o reproducida sin autorización expresa de su autor. ©2016. El delito de Plagio o Copia será denunciado. © 2016 Maderformas - Design and Hosting by Ameria